• 10:45 a.m., 26/10/2021

Aprovecha las sobras


Si hiciste una cena de Acción de Gracias y ahora te encuentras con un montón de recipientes en el refrigerador, esta nota es para ti

11/25/2015, midnight
Aprovecha las sobras

La cena de ‘Thanksgiving’ es deliciosa; ya sea con pavo o pernil, cada año nos aseguramos de tener suficiente comida para la familia y amigos, pero ¿cuándo suficiente se convirtió en demasiado? Cuando tu refrigerador está lleno para el resto del año.

Muchas personas pueden repetir la comida al día siguiente, pero luego se les hace aburrido. Antes de echar a la basura esa comida, mejor cámbiale el sabor y la presentación para que tu familia esté dispuesta a devorar las sobras.

A continuación, cinco ideas del portal www.quericavida.com para aprovechar el pavo o pernil:

Caldo casero

Una manera de aprovechar el pavo es preparando un reconfortante caldo con fideos, ajo, cebolla, zanahorias, papas y apio. Es una receta que le gustará a niños y adultos.

Sándwich de pavo

Un sándwich tostadito con pavo o pernil es una deliciosa y fácil opción para aprovechar las sobras.

Tostones

Si buscas una exquisita receta para picar, prueba los tostones o patacones crocantes con pavo y relleno. Si te quedó pernil, quedará aún mejor con su salsa.

Croquetas

Un plato perfecto para reutilizar las sobras de carne, y queda aún más rico si le agregas verduras. Es ideal para hacer que tus niños coman todo eso que no quisieron durante la cena.

Ensaladas

Puedes agregar trocitos de pavo o pernil a tus ensaladas para darle un toque de proteínas, y de paso comer más liviano después de semejante festín. La ensalada Waldorf es una gran idea, ya que el pavo queda riquísimo con otros ingredientes estacionales como manzanas y nueces.

Postre especial

Si te sobró mucha salsa de arándanos, prepara un pie o tarta y utiliza la salsa como cualquier otra fruta. Incluso, la puedes mezclar con frutas como manzana. A muchas personas les gusta usar la salsa de arándano como sirope con helado de vainilla.

¡Al congelador!

Si más de la mitad del pavo ha sobrado, deja una cantidad en el refrigerador y congela la otra parte, ya que después de tres días en la nevera no es recomendable consumir esa carne.