• 12:10 p.m., 14/12/2019

Karina llegará a enamorar a Austin


Marlon Gomez | 7/18/2019, midnight
Karina llegará a enamorar a Austin
EXPECTATIVA. Karina hará un recorrido por los grandes éxitos musicales de su repertorio en el concierto que ofrecerá el 9 de agosto. |

‘Qué extraño es el amor’, ‘Desde mi ventana’ y ‘Sé cómo duele’ son solo tres de los grandes éxitos de la cantante venezolana Karina y el público de Austin podrá disfrutarlos en vivo el viernes 9 de agosto.

Como parte de la antesala a su visita, que promete un espectáculo cargado de amor, desamor y mucha nostalgia, la intérprete de ‘Amor a millón’ conversó con EL MUNDO NEWSPAPER.

– ¿Recuerdas el momento en que decides ser cantante? – Nunca decidí ser artista. Siempre cantaba en casa; quien iba a ser ‘el famoso’ sería mi hermano mayor, escritor, compositor y músico y yo le seguía los pasos. Él me pidió que le acompañara a una audición y le hiciera los coros, así me vieron en la disquera donde presentaba sus temas y me llamaron. El comienzo de mi carrera fue fortuito: no tenia planes de hacerlo formalmente, pero así sucedió. Fui descubriendo mi vocación y mi pasión a través de un feliz accidente.

En más de treinta años, tu carrera ha tenido altibajos. ¿Qué ha sido lo más difícil de esta profesión?

– El sacrificio que se presenta en tu vida cotidiana. Dejas de ser una persona regular con un horario, con una rutina. Empiezas a viajar mucho y eso hace que te ausentes de los eventos cotidianos como las bodas de tus amigas, los nacimientos de familiares; son muchos momentos que vas perdiendo. Ésta no es una profesión que puedas dejar para hacer otra cosa. Para mí no es un trabajo sino una condición, como el color de tu piel, que no te puedes arrancar. No puedo dejar de ser cantante, aunque hago muchas cosas.

¿Y qué es lo más satisfactorio?

– Hacerlo, simplemente cantar. Es una satisfacción que no puedo medir y no puedo sustituir por nada.

¿Te arrepientes de algo en tu carrera?

– Sí. No me retiraría el tiempo que me retiré. Por ejemplo, la primera vez que me retiré de la industria, que fue absolutamente involuntario porque tenía problemas con mi empresa, debí hacer todo lo posible por arreglarlo, pero mi madre, que era una mujer muy fuerte, me encaminó a ese retiro.

¿Por qué crees que el público sigue apoyándote a pesar de tu ausencia?

– Creo que dejé una marca en el corazón de la gente y cuando dejas una huella profunda es difícil que la gente se olvide de ti. Les recuerdo un momento feliz, que les trae alegría inmediata, porque en mi caso yo era una cantante juvenil y todo el mundo quiere volver a esa época feliz. Es una conexión espiritual y emotiva que comparto con la gente. Soy un pedazo especial para mucha gente con la que comparto ese momento feliz porque yo también fui feliz. En Venezuela todo estaba bien y ahora miramos atrás con nostalgia, pero es una nostalgia feliz.

¿Qué tema de tu repertorio es especial para ti?

– Cada tema tiene un significado diferente y a través del tiempo van adquiriendo significados diferentes. En lo profesional, ‘Sé cómo duele’ ha sido mi tema más emblemático, más icónico. Es muy importante porque marcó la internacionalización de Karina como artista.