• 12:31 a.m., 18/11/2018

Cada vez más enredado el escándalo sexual


Agencias / Cortesía | 5/10/2018, midnight
Cada vez más enredado el escándalo sexual
Daniels. Su nombre verdadero es Stephanie Clifford y alega que comenzó una “relación íntima” con la máxima autoridad actual de la Casa Blanca entre los años 2006 y 2007. |

Versiones contradictoras, revelaciones explosivas. Cada vez más enredado por el escándalo Stormy Daniels, Donald Trump se vio forzado a defenderse por este caso que amenaza con convertirse en otro dolor de cabeza legal para el presidente.

Interrogado por la prensa por sus recientes declaraciones y las de un abogado suyo sobre el caso de la actriz de cine para adultos que asegura haber tenido un affaire con él en 2006 y haber recibido 130,000 dólares para no revelarlo, Trump negó estar cambiando la versión de los hechos, acusando a los medios de propagar ‘basura’.

DEBE SABERLO

Daniels, cuyo verdadero nombre es Stephanie Clifford, asegura haber recibido el pago como parte de un acuerdo de confidencialidad para silenciar su supuesta relación con Trump, que habría tenido lugar cuando el magnate ya estaba casado con su actual esposa y primera dama, Melania.

Michael Cohen, abogado personal del presidente, admitió haber hecho el pago a la actriz justo antes de la elección de 2016. Hasta ahora, Trump había negado todo conocimiento de ese pago, limitándose a admitir que Cohen lo representaba en el litigio frente a Stormy Daniels.

Sin embargo, luego apareció en escena Rudy Giuliani (exalcalde de Nueva York y nueva incorporación del equipo legal que defiende al presidente) con explosivas declaraciones. El abogado dijo a Fox News que el magnate republicano había reembolsado a Cohen ‘a lo largo de varios meses’. Giuliani indicó luego a The New York Times que Trump había remitido a Cohen entre 460 mil y 470 mil dólares para reembolsar la suma dada a la actriz así como ‘gastos secundarios’, sin dar más precisiones.

Tras las declaraciones de Giuliani, visiblemente contrariado, el presidente cambió radicalmente de estrategia y admitió que reembolsó los famosos 130 mil dólares a Cohen. En una serie de ‘tuits’, Trump precisó que Michael Cohen ‘recibía un adelanto mensual por honorarios’ y que ese monto ‘no tiene nada que ver con la campaña’. Trump buscó neutralizar las acusaciones de que el pago a la actriz haya provenido de dineros de la campaña porque constituiría una violación a las leyes sobre finanzas electorales.

La tormenta Daniels crece mientras Donald Trump sigue bajo la mirada de Robert Mueller, el fiscal especial encargado de la investigación sobre una eventual colusión entre el equipo de campaña de Trump en 2016 y Rusia.

Also of interest